Dark Souls II

Dark Souls II

Rol y mucha acción en un juego para cazadores de demonios con nervios de acero

El juego de rol y acción Dark Souls 2 convierte al jugador en un superviviente, luchando contra hordas de demonios mientras busca su propia identidad. El atractivo de Dark Souls 2 reside en una dificultad poco frecuente y el saber que las trampas se pueden ocultar en cualquier esquina. Ver descripción completa

PROS

  • Sistema de combate bien pensado
  • Buenas animaciones durante los combates
  • Ambiente cambiante
  • Imagen frontal conseguida
  • Buenos efectos de sonido

CONTRAS

  • Animaciones de movimientos mejorables
  • Gráficos corrientes
  • Poca presencia del modo cooperativo

Excelente
9

El juego de rol y acción Dark Souls 2 convierte al jugador en un superviviente, luchando contra hordas de demonios mientras busca su propia identidad. El atractivo de Dark Souls 2 reside en una dificultad poco frecuente y el saber que las trampas se pueden ocultar en cualquier esquina.

NOTA: La prueba se basa en la versión para Playstation 3. La versión para PC se publicará 25 de abril de 2014.

Un juego de rol único

Dark Souls 2 empieza de forma similar a la de otros RPGs. Primero hay que crear al personaje, eligiendo su estatura, tipo de físico, pelo y estilo de luchador.

Hasta ahí las similitudes con los RPGs habituales. Incluye un breve tutorial útil para nuevos en Dark Souls, con muchas preguntas y respuestas. Un paso en falso y se acabó, la muerte acecha desde los primeros metros del juego.

Un juego con alma

El jugador consigue puntos por matar las almas de los monstruos. Las almas pueden valer para subir de nivel o se pueden cambiar por hierbas medicinales, piezas de la armadura o armas.

Tras las almas hay una historia importante: las almas de los villanos se alargan y se convierten en almas perdidas. Alejarse de ella puede resultar la única solución para no perder la partida. Hay que huir del lugar y dejar atrás el charco de sangre. Cuando uno de los enemigos se muere por el camino las almas se pierden para siempre. En consecuencia, la mayoría de los enemigos siguen con vida, aunque hayan sido derrotados, y eso dificulta considerablemente el juego.

Muerte con consecuencias

Es fácil morir en Dark Souls 2. Un paso en falso, un monstruo oculto en un rincón oscuro o la fuerza brutal de los jefes enemigos pueden acabar con tu vida en cuestión de segundos. Pero morir tiene más consecuencias además de las obvias: después de cada muerte, el personaje pierde parte de su humanidad: perderá carne hasta ir convirtiéndose en un esqueleto andante.

En paralelo, la muerte se hace más rápida a medida que mueres una y otra vez. Es posible recuperar salud con pociones mágicas que se encuentran a lo largo del juego o que se pueden comprar a los mercaderes.

Una pausa en la hoguera

Las hogueras aparecen esparcidas por el mundo Dark Souls 2 y sirven para descansar o para viajar a otras hogueras. También sirven para reparar algunos elementos con los que se equipan los personajes.

¡A cubierto!

La jugabilidad de Dark Souls 2 se resume fácilmente: supervivencia. Ya sea con una o dos manos, podrás armarte con arcos, varitas mágicas... Los más audaces incluso pueden llevar una espada en cada mano, si llevas una mano libre podrás protegerte tras un escudo. La elección de armas y protección es pues decisiva en el juego.

Si optas por la magia, arcos o llevas armas en las dos manos, preferirás ropa ligera (mejor para desplazarse y ocultarse rápidamente). Es muy práctico esconderse y atacar por la espalda al enemigo.

La otra opción es luchar con armaduras pesadas. Para ello, tendrás que mejorar tu armadura y tu escudo, para que puedas parar los golpes. Para hacer frente a los enemigos cara a cara, tendrás que parar los golpes y devolverlos con todas tus fuerzas.

Bloquea a tu contrincante y contraataca con tu escudo. Cuando luchas siempre tendrás que tener un segundo conjunto de armas, porque incluso los enemigos aparentemente más pesados y toscos resultan ser muy ágiles y rápidamente pueden soltarse y atacarte. En ese caso, sólo te puede salvar sacar rápidamente una espada, daga o hacha.

Intrusos y espíritus

Los jugadores pueden dejar marcas en el suelo, a su paso. Éstas pueden servir tanto de aviso como para confundir. Además, pueden participar juntos en el modo cooperativo para sectores complicados. Como en Demon’s Souls, se puede también invadir mundos de otros jugadores para retarlos.

Atmósfera tensa, gráficos algo anticuados

Los gráficos son igual de oscuros que la historia de Dark Souls 2, con poca luz asomando en lugares como cuevas y mazmorras. Con las antorchas, se pueden iluminar áreas oscuras (gran cambio respecto a Demon's Souls y Dark Souls. Eso sí, llevar una antorcha te impedirá llevar escudos.

La visión frontal es excelente Dark Souls 2, con estilo de cámara al hombro del personaje. De esa manera, el personaje puede girarse un poco y verá los objetos más distantes resplandecer. Así, podrás planear el viaje de regreso.

Acción espectacular en la lucha, movimientos toscos

Los campos de combate son una continuación de los de sus predecedores Dark Souls y Demon's Souls. Los que estén familiarizados con los predecesores, encontrarán fácilmente su camino. Por lo contrario, los movimientos normales, como caminar o subir escaleras, no convencen mucho. Se comportan como los Demon’s Souls de hace cinco años. Técnicamente, los detalles gráficos, la iluminación y los efectos son mejorables.

Las voces en inglés son excelentes. Los efectos de sonido son protagonistas, mientras que la música aporta terror desde un segundo plano.

Conclusión: Emocionante RPG de acción para expertos con nervios de acero

Dark Souls 2 no es para principiantes. Si esperas empezar despacio en el juego, estás en el lugar equivocado. Dark Souls 2 es una lección tras otra, muerte tras muerte, sobre todo para aventureros jóvenes, débiles y poco preparados. Cuando recibes una emboscada por la espalda, es inevitable pensar en los desarrolladores riendo mientras te alcanzan.

Es precisamente lo que adoran los fans de Demons Souls y Dark Souls: el placer de la frustración. Hay mucho que aprender y muchos errores que se pagan antes de acabar con enemigos temibles usando la habilidad y la cabeza. El juego progresa en peligro constante, se conecta cada vez más con el propio personaje y la atmósfera crece en intensidad y terror.

Y entonces, vuelve a pasar. Un movimiento equivocado y se acabó todo. Y ahí está la diversión.

Opinión usuarios sobre Dark Souls II

  • SURVIVE!!!!! !

    por SURVIVE!!!!! !

    "Lo mejor que jugaras en tu vida"

    De los mejores juegos de ARPG que eh jugado en mi vida el primero fue el que me genero un amor hacia este tipo de jue...   Más.